Mi Encuentro con Jesús, Testimonios

Hola Sacerdotes,

Dios les bendiga grandemente, ha pasado ya 16 años desde que vine al señor, y hoy 07 febrero del 2007 he sentido la necesidad de escribir, quizás por primera vez mi testimonio, y esto es porque realmente necesitamos abrir nuestros ojos, a la verdad del evangelio, necesitamos volvernos al Jesús de las escrituras, pero para hacer esto tenemos que dejar muchas veces nuestros propios conceptos, para poder recibir lo que Dios tiene realmente para nosotros, esto fue mi experiencia personal y deseo compartirla con ustedes, la estaré compartiendo por partes, espero que pueda edificar a alguien..

Les bendigo mucho…

1ra. Parte.

Mi nombre es Kenia Cabrera, pero en la iglesia a donde recibí al señor Jesús habían dos personas llamada Kenia por lo cual decidieron apodarme Kenia Mir, (el apellido de mi esposo) y hasta el día de hoy así me llaman casi todos los que me conocen.

Yo recibí a Cristo un sábado, posiblemente en Junio o Julio, del año 1991, y como todos los que hemos recibido a Cristo de Corazón, inmediatamente empecé a sentir que cambios ocurrían en mi vida, comencé a leer la palabra de Dios, orar, y recuerdo bien que dos meses más tarde fui a la iglesia por primera vez; esta iglesia era una hermosa congregación llena de amor y compañerismo cristiano.

Al transcurrir de los años cosas interesantes pasaban en mi interior, mientras más me acercaba a la palabra de Dios, más cuenta me daba que algo andaba mal en mi estilo “Cristiano de vivir”; siempre experimentaba problemas con la oración, ósea, no tenia una vida de oración estable, nunca, pero nunca me preocupaba por temas como “Santidad” ayuno, adoración,etc… ya que realmente entendía que estaba bajo la gracia y bueno, eso era algo que se adquiría en el cielo, ya que como estábamos en la carne y esta es débil, siempre estaría en ese estado, ¡Que ilusa era yo!

Para principios del 1998 mi vida espiritual fue en declive, y comencé a hacer una única oración, “Dios ayúdame, necesito mas de ti, esto no puede ser el verdadero cristianismo” y es que me rodeaba y me acompañaba un cristianismo tan ajeno a las escrituras, a pesar que siempre me reunía en la iglesia y con los hermanos, allí algo no estaba bien por lo menos para ese entonces, no entendía claramente lo que era, pero si sabía que si Dios no hacia algo en mi, yo terminaría siendo la cristiana más carnal de la bolita del mundo.Y es que ese era el estándar de vida que me rodeaba, estaba enfocado en sanar el alma, pero muy dentro de mi sentía que esto ocurría de una forma muy humana, nunca, puede sentir allí al reunirnos en nuestros cultos cotidianos, lo que era una presencia de Dios palpable, como pude experimentarla luego de mi encuentro con Jesus. Pero como dice el refrán, en la isla del ciego el tuerto es el rey.

Yo simplemente estaba ciega, pero aun así mi corazón decía que Dios era mucho más real que eso que yo estaba viviendo, y a principio del año 1998 pude ver que lo que mi corazón sentia, era la realidad más grande que me había tocado vivir.Como familia acostumbrábamos a ir a la iglesia siembre, teníamos una excelente relación con los que antes eran mis pastores, pertenecía a un hermoso grupo de oración, era una mujer totalmente activa en la iglesia, mis mejores amigas estaban allí, los mejores amigos de mis hijos también estaban allí, en fin todo iba marchando normal.

Si pudiera describir el tipo de de cristianismo que vivia, pudiera decir que era un cristianismo Light, aunque mi corazón ardía por ver a Dios manifestarse en mi vida, por eso sentía que aunque por fuera todo estaba bien, por dentro había un volcán en erupcion por ver si ese Dios que describía la Biblia era real, y es aquí donde todo comenzó a cambiar.

Recuerde, le mencione de un evangelio Light, porque esto era lo que realmente vivía, y si les cuento lo que vivía interiormente era igual, la cruz de Cristo no había sido efectiva para mi vida, las mismas depresiones, inconstancias, iras, enojos, en fin, un día era más que vencedora, y al otro ya me habían derrotado, usted se imagina este estilo de vida,? a alguien le ha pasado esto?

En un viaje que hice a los estados unidos para ese tiempo, andando por una librería encontré un libro que se llamaba “Espíritu Santo, tengo hambre de ti” esto me llamó en extremo la atención, porque ese era un tema que en la congregación a donde iba no se tocaba mucho. Por cierto, la iglesia era una iglesia de un estilo bautista; a donde las manifestaciones del Espíritu Santo de Dios no recuerdo haberlo visto nunca; cuando leía en la Biblia acerca del don de profecía, ciencia, sanidad, acerca de lo que acontecia cuando los discípulos salían a predicar, realmente esto para mi era una historia pasada, era más bien como si el libro de los hechos no continuara hoy día, pero en fin, yo estaba tan mal espiritualmente, vivía tanto en la carne como en el espíritu, y luchando tanto con las cosas del alma, que ni esto me hizo darme cuenta de que algo andaba, mal, pero muy mal.

Pero volvamos al libro, simplemente lo compré y lo deje archivado, no lo leí sino meses, pero meses más tarde.

Un lunes 23 de febrero del 1998 camino a la universidad yo mire al cielo y dije “Señor hazte real en mi vida” que depresión y angustia tenia ese día, luego de regresar de la universidad fui a lo que en mi país se llama un salón de belleza; (mis depresiones me daban con comprar cosas y con ponerme bella, ósea, gastar y gastar dinero).Jamás me imaginé que ese era el lugar(el salón de belleza) en el que Jesús había dispuesto tener un encuentro conmigo como yo nunca, pero nunca imaginé;, luego que me siento en el secador de pelo, saco mi Biblia, y comienzo a leer Deuteronomio 11 luego de un tiempo de lectura, siento y veo que el mismo Jesús se para en frente de mi, esto me dio un impacto inexplicable. Sin preguntarme nada comenzó a hablarme acerca del por que mi vida estaba como estaba, todavía lo recuerdo como el primer día, y me estremezco, esto es lo que ocurrió en ese encuentro con él:

El Señor Jesús comenzó a hablarme de mi vida, y empezó a pasarme una película de todo lo que yo hacia, de cómo vivía, aun llamándome Cristiana; como ese estilo de vida carnal y tibia, ofendía su nombre en gran manera. Veía escena de mi vida que pasaban frente a mis ojos, era increíble todo lo que estaba viendo, el mismo Jesús, no lo podía creer,! veía y por primera vez podía entender lo que significaba para él la falta de fervor que yo tenía por él, como mi tibieza y mi cristianismo eran repudiados por él, cuanto temor invadió mi vida, por primera vez entendía que aunque él era amor, también era fuego consumidor (). Y se manifestó a mi haciéndome entender las escrituras, me hizo entender el capitulo 11 del libro de Deuteronomio.
Antes de confrontarme me explicó que había descendido para hacerme entender muchas cosas.

Con lo primero que confrontó mi vida fue con que yo realmente no le amaba. Eso me impactó, recuerdo que en ese instante comencé a llorar sin poderme parar, porque mientras él me hacia entender lo que para él significa amor, me di cuenta que no era lo que para mi significaba amor().

Me mostró como yo había desarrollado más amor por mis hermanos en la fe que por él, y comenzó a mostrarme escenas del pasado en donde a mí me ocurría algo, e inmediatamente yo tomaba el teléfono para comentarlo con alguna de mis mejores amigas, y luego de adquirir el consejo humano, entonces iba a donde él a contarle lo que me había pasado.
<!–[if !supportLineBreakNewLine]–>
<!–[endif]–>

También me mostró acerca de mis necesidades de afectos, necesidades que no había fueron llenadas por él sino que por medio de las amistades y de las cosas que hacia, a lo cual él (Jesús) me dijo que esta era la razón por la cual siempre volvía a las depresiones, amarguras, etc.. me explico que él me había diseñado para llenarme por medio de su Espíritu Santo, pero que como yo nunca le permití a su Santo Espíritu hacerlo, siempre estaba con una queja, y un lamento y me sentía derrotada.

El ultimo tema con lo que me confrontó fue con la santidad, Dios mió, esto si que me dolió. El señor Jesús me dijo literalmente que yo tomaba esa palabra en mi boca, pero no entendía para nada lo que significaba, pero que él me iba a enseñar acerca de la verdadera santidad si yo escogía servirle a él con todo el corazón.Yo no puede preguntarle nada, él me absorbió por completo, aunque estaba tan triste y llorando por saber como él me veía, a la vez estaba feliz, porque algo estaba pasando en todo mi ser, que no podía describir, pero sabia que ya jamás sería igual.

Antes de que esta visión desapareciera, el Señor me hablo lo siguiente, voy a tratar de citar esta frase literalmente como la recuerdo : Hoy he descendido para hacerte entender el camino que debes seguir, hoy pongo delante de ti, dos caminos, uno de bendición si decides obedecerme y el de maldición de das las espalda a lo que te he mostrado ahora.
Si me obedeces te mostraré una tierra prometida, a la cual entraras. Pero si me obedeces quiero que sepas que tendrás que sufrir por causa de mi nombre.

Tal como llegó, se fue.

Mi vida jamás fue la misma, después de eso cuando llegué a mi casa, lo primero que vi fue el libro que había comprando en Miami, “Espíritu Santo, Tengo hambre de ti” al abrirlo el capitulo que leí hablaba de la llave para entrar a la tierra prometida., sólo recordé la promesa que Jesús me había dado horas antes.

Proximamente publicare la 2da parte de mi testimonio.:


Luego de esto el Espíritu Santo me bautiza con su bautismo de fuego trayendo una santidad a mi vida, tal cual Jesús me lo habia dicho, luego el Bautismo en el Espiritu Santo, me sorprende en un tiempo de oración en mi casa, y comienzo a orar en otras lenguas,,, esto trae como consecuencia una expulsión de mi antigua congrgación..

Anuncios

4 comentarios en “Mi Encuentro con Jesús, Testimonios

  1. WOW Realmente quede impactada porque no hace mucho estaba viviendo un cristianismo asi, no era una cristiana sino como decimos en mi congregacion una (cristina).
    Estaba clamando a Dios direccion desesperadamente porque no tenia trabajom, soy recien regresada y mi sueno siempre fue venir a Canada. Y siempre lre pregunte que si el queria que viniera, y aqui estoy.
    Estoy como au pair en una familia cristiana y ha estado trabajando muy duro con mi corazon, me saco de mi vida pasada para trabajar en mi corazon, me aparto de esa vida vacia de la que estaba acostumbrada y hasta cierto punto me agradaba.
    Supe que era una llamado de El porque me invadio Paz en mi corazon, y seguridad.
    Empece a hacer mi devocional y quedo impactada de su palabra que me pide ser Obediente!.
    En una ocasion me sentia con depresion poque las ninas que cuido a veces son desobedientes y me sentia triste, estabamos viendo una caricatura cristriana y ahi me hablo!! ajajjaja me dijo:
    No perdais, pues vuestra confianza, que tiene una gran recompensa, pues os es necesaria LA PACIENCIA, para que, habiendo hecho la voluntad de Dios, ontengasion LA PROMESA. Hebreos 10:35
    WOW estaba pensando en irme de aqui, y me exhorta.
    Voy a estar esperando la segunda parte : )

    Gracias por compartir eso tan hermoso que es el Amor de Nuestro Senor

    Sofia Martinez Ceron

  2. MI HERMANOS YO NOSE SI OTRAS RELIGIONES COMO LOS TESTIGOS DE JEHOVA NO CREAN EN CRISTO TODO ESO LO JUSGARA DIOS LO SIERTO ES QUE ALGUNOS SON DE DEREDECHA Y OTROS SON SIMPATIZANTES DEL CHAVISMO POR QUE TENGO UNA TIA QUE ES TESTIGO Y ES CHAVISTA Y OTROS QUE VIVEN AQUI Y SON OPOSITORES LO QUE ME INCOMODA ES QUE LA POLITICA ENTRO EN TODO JESUS DIJO AL DIOS LO QUE ES DE DIOS Y al cesar lo que es del cesar y no hablo solo de testigos tambiem esta en los catolicos y evangelicos eso es para la refleccion mis estimados

  3. Quisiera contar mi experiencia.
    Desde los 10 años tengo una unión y relación estrecha con Jesús, él me ha acompañado todos éstos años, ahora tengo 30.
    Si bien es cierto en muchas ocasiones me olvidé de él, también hubo momento que estaba dándome paz y tranquilidad.
    Ayer llamá a mi madre para saber como estaba y pude escucharle en un mar de lágrimas su dolor por su salud. Yo soy muy pegada a mi madre, tanto que parte de mis comportamientos lo he adquirido de ella; mi madre en llanto me comenzó a contar sobre los dolores estómacales que sentía, las infecciones vaginales, las úlceras en la vegiga, los cálculos en los riñones, las várices y sobre el dolor en su columna vertebral, todo se le había complicado y en su lágrimas y voz se reflejaba todo el dolor que podía sentir, tuve que calmarla diciendole que al dia siguiente la iba a visitar. Cuando terminé de hablar por teléfono me sumí en llanto y desesperación, no sabía que hacer, lloraba y lloraba y me derrumbé de dolor. Mi esposo que me observaba se acercó para calmarme pero con el dolor de una madre enferma es muy difícil calmar el llanto.
    Decidí internarme a mi cuarto sola, dejé bastante junta la puerta de mi cuarto y en ese silencio y oscuridad decidí hablar con Jesús.
    Lo llamé a través de mi Ángel de la Guarda y cuando supe que Jesús estaba a mi lado empecé a recordarle cuando lo conocí desde los 10 años y todas las experiencias que vivimos, mientras le hablaba tambien le decía sobre mi madre y su salud, le decía que aun la necesitaba y que él tambien iba a sufrir y sabía que su madre “María” tendría tal enfermedad, le decía todo lo que sentía y que no era justo que a éstas fechas mi madre se le complicaba con todas esas cosas, le supliqué en dar mi vida por ella, y estar a su lado de él, pero sabien que ella está bien, aun le seguía hablando cuando mi esposo entró en la habitación diciendo: “¿has tenido alguna luz prendida?”; no, estoy en la oscuridad de mi cuarto – respondí ¿pero porqué preguntas? a lo que él me contestó: “Ví una fuerte iluminación en el cuarto y pensé que estabas con alguna luz prendida, pero cuando abrí la puerta esa luz se había apagado”. Le pregunté: Estás seguro?, y el respondió: “Claro por eso me extrañó ver una luz y que cuando abrí la puerta ésta se extinguió”.
    En ese momento me sentí reconfortada, sabía que Jesús me había visitado le pedí paz y fortaleza, salud y fuerza para mi madre y él en su infinito amor me escuchó.
    Hoy quise contar esa historia porque fué una sensación inexplicable de paz.
    Hoy a pesar que mi madre aun sufre de sus malestares yo tengo la fortaleza y la paz para luchar por ella.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s